La mitad de las españolas espera a tener síntomas graves para acudir al médico

22 de mayo de 2024
5 minutos de lectura
Mujer con migraña. | EP

Un estudio destaca las diferencias en la atención sanitaria y percepción de salud entre hombres y mujeres

Un estudio llevado a cabo por la Universidad de Alicante (UA) ha descubierto que el 50% de las mujeres no busca atención médica hasta que presentan síntomas graves, a pesar de los riesgos que esto implica para su bienestar.

La investigación, denominada “La salud y las mujeres“, ha sido liderada por María Teresa Ruiz Cantero, catedrática de Medicina Preventiva y Salud Pública de la UA. Ruiz Cantero presentó los hallazgos del informe, acompañada por Manuel Anxo Blanco, director ejecutivo de Relaciones Institucionales, Acceso y Comunicación de Organon, según informó la universidad en un comunicado.

El 49,7% de las mujeres encuestadas afirma que suele esperar a tener síntomas graves para acudir al médico. Por su parte, el 67,7% piensa que mujeres y hombres reaccionan de manera diferente ante los mismos síntomas o enfermedad.

El documento también revela que el 56,9% de las encuestadas piensan que, ante una misma enfermedad/problema de salud, no se les escucha y no se les realiza el mismo esfuerzo para el diagnóstico y para el tratamiento que a los hombres; y el 46,6% de las encuestadas dicen no estar de acuerdo con la afirmación de que los médicos se interesan por su contexto social y familiar, mientras que solamente el 14,3% cree que sí que se interesan por su contexto social y familiar.

“La perspectiva de los determinantes sociales de la salud considerada en esta encuesta aporta nuevo conocimiento sobre las dimensiones socioculturales, familiares, económicas y de género; así como a la dimensión relacionada con cómo la estructura sanitaria entiende y atiende las necesidades de las mujeres. Puede ser útil para el abordaje de estrategias con la mirada enfocada a la salud integral de las mujeres y a la salud de la sociedad a las que ellas tanto aportan”, ha explicado Ruiz Cantero.

El documento recoge las voces de 1.504 mujeres de España sobre su estado actual, principales causas y experiencia con los problemas de salud padecidos con más frecuencia, y con la menstruación y su ausencia. También sobre la frecuencia de demanda de asistencia sanitaria, y el acompañamiento de sus familiares; así como sus percepciones sobre lo que hace el sistema sanitario por ellas para que estén mejor, su satisfacción con él, y su conocimiento para las mejores prácticas profesionales sanitarias posibles, ha detallado la catedrática.

Ha sido realizada por Psyma Ibérica, por encargo de Organon y con el apoyo de la Universidad de Alicante, entre junio y julio de 2022, a mujeres de entre 18 y 75 años y residentes en España. En este segundo informe “se detallan los resultados más destacados acerca del estado de salud de las participantes, la forma en la que las mujeres hacen uso de la atención sanitaria, el tiempo que tardan en solicitarla y el impacto en la calidad de vida de sus enfermedades, de la menstruación y de la menopausia”.

La catedrática de la UA ha indicado que el punto de partida para entender mejor la salud de las mujeres “es conocer cuál es su autopercepción”. Así, para el 68% de las encuestadas la percepción de su propio estado de salud en el último año es bueno o muy bueno y solo malo o muy malo para el 6% de las encuestadas.

Este dato es independiente de tener o no una enfermedad, pues el 57% de las mujeres encuestadas afirma no estar enferma ni tener un problema de salud; el 35% dice tener un diagnóstico para su problema de salud; y el 8% restante, estar a la espera de un diagnóstico definitivo.

Asistencia a centros sanitarios

En cuanto a los hábitos de uso de los centros sanitarios, ha desgranado que el 76% de todas las mujeres encuestadas afirma que acuden solas a recibir atención sanitaria, cifra que es aún mayor entre las mujeres de 36 a 50 años, franja en la que alcanza un 82%; mientras que entre las de 51 a 65 sube a un 83 %. Incluso el 69% de las mujeres de 66 a 75 años sigue acudiendo sola en busca de atención médica.

En esta línea, la frecuencia con la que acuden al médico es de una vez al año para un 58% de las mujeres y un 33% va cuando lo necesita. Además, casi la mitad de las mujeres encuestadas se realizan controles y reconocimientos médicos, es decir, toman medidas de prevención secundaria.

En cuanto al tipo de centro sanitario al que acuden, más del 80% de las mujeres encuestadas acude a un centro de atención primaria ante un problema de salud. De todas las participantes en la encuesta, el 32% afirma disponer de un seguro privado. Sin embargo, el 66 % de este grupo de mujeres dice acudir, exclusivamente o de manera combinada, al ámbito público.

Con independencia de que exista o no un diagnóstico definitivo, Ruiz Cantero ha precisado que “las principales áreas en las que las mujeres encuestadas dicen presentar alguna enfermedad o problema de salud son las alergias, la salud mental, la diabetes, hipertensión arterial, obesidad e hipercolesterolemia, las enfermedades de tipo neurológico y las relacionadas con el aparato reproductor femenino”. También se mencionan los trastornos de la alimentación y las enfermedades gastrointestinales.

En relación a estas enfermedades, la investigadora de la UA ha destacado que el tiempo que tardaron en buscar asistencia ante los primeros síntomas fue de más de un año en entre el 20 y el 30% de los casos.

Enfermedades con amor impacto

Sobre las enfermedades que mayor impacto producen en la calidad de vida de las mujeres, según las respuestas de la encuesta, la depresión es el problema de salud con mayor impacto en la calidad de vida de las encuestadas, con un 8,2 sobre 10.

Le sigue el impacto de la migraña, de un 7,5 sobre 10; las alergias, con un 6,46 sobre 10; y el conjunto de enfermedades de diabetes, hipertensión, obesidad e hipercolesterolemia, cuyo impacto en la calidad de vida según refirieron es de 5,93 sobre 10.

Por otra parte, además de las enfermedades comunes, las mujeres también pueden tener patologías o problemas ginecológicos. En el caso de las encuestadas que dicen tener alguna morbilidad relacionada con el aparato reproductor femenino, su calidad de vida se ve afectada en un 7,82 sobre 10.

En cuanto a las mujeres que en la encuesta refirieron tener problemas de salud relacionados con la menopausia, su calidad de vida se ve afectada en un 7,47 sobre 10. En ambos casos, más del 36% afirmaron haber tardado más de un año en buscar atención sanitaria tras los primeros síntomas.

Menstruación y menopausia

La investigadora ha comentado que el impacto en la vida diaria de la menstruación y de la menopausia es, a menudo, aceptado de forma “silenciosa” por las mujeres, aunque “al preguntar a las encuestadas por los síntomas, se puede observar su importancia”.

el 52% del total de mujeres encuestadas afirma tener la menstruación y señala, con diferentes porcentajes, síntomas como cansancio, cambios de humor, sangrado abundante y reglas dolorosas. El 36% suele tomar medicación para el dolor, aunque solo el 17% acude al médico por dolor menstrual.

Del total de las mujeres encuestadas, el 43% afirma llevar más de un año sin menstruación y mencionan, entre los síntomas más habituales, sofocos y sudores nocturnos; cambios en su apariencia física (aumento de peso, mayor cantidad de vello corporal); empeoramiento de la calidad del sueño e inapetencia sexual. Solo el 12% dice sentir tristeza por haber dejado atrás la etapa fértil.

Ruiz Cantero ha destacado “la apuesta por la igualdad de la UA, tanto en las políticas universitarias, como en el ámbito académico, así como por la investigación, la transferencia del conocimiento y por el talento”.

Por su lado, el doctor Manuel Anxo Blanco ha coincidido en la importancia de la colaboración del ámbito empresarial y académico. “Los resultados de esta encuesta son una llamada a la acción para mejorar la salud de las mujeres, ya que, mejorándola, lograremos mejorar la salud de la sociedad en general”, ha expresado.

Responder

Your email address will not be published.

No olvides...

Consejos para prevenir la ‘otitis del bañista’ este verano

Los síntomas más comunes son dolor en el oído que suele aumentar al tragar o masticar, picor, sensación de taponamiento

Los fármacos que agrandan la próstata también pueden proteger contra la demencia

El deterioro cognitivo leve (DCL) afecta a una de cada 1.000 personas al año, y representa entre el 3 y

Los medicamentos contra el VIH y el sida se prueban por primera vez como tratamiento para tumores cerebrales

Los expertos han demostrado que los fármacos reorientados reducen el crecimiento tumoral y la supervivencia de los tumores

Identifican un patrón molecular único en cerebros de personas centenarias frente al del resto de ancianos

No todas las personas envejecen igual y existen grupos poblacionales que pueden dar pistas sobre cómo envejecer de manera saludable