China quiere evitar que los asteroides impacten con la tierra estrellando naves contra su superficie

0

Cada vez son más los interesados en ser capaces de cambiar la trayectoria de un asteroide. Un trabajo que antes parecía que solo llevaba a cabo la NASA, ahora también China, a través de la Administración Espacial Nacional China (CNSA), está desarrollando en un plan para la defensa del planeta de los asteroides.

En Estados Unidos, para este plan cuentan con la nave DART que ya está dando sus primeros pasos con el objetivo de impactar en un asteroide. Ahora China tiene previsto, que en un plazo de cuatro o cinco años, sean capaces de desarrollar un sistema que contribuya a la protección de la Tierra de aquellos asteroides considerados peligrosos.

La NASA crea un nuevo material «revolucionario» que soporta más de 1000 ºC

En unas recientes declaraciones, el subdirector de la CNSA, Wu Yanhua, dijo que el sistema que quieren desarrollar para la defensa del planeta “tomará forma con el tiempo” y que el primer paso de este proyecto va a ser “mejorar el sistema de monitorización y alerta temprana de objetos próximos a La Tierra”.

De esta manera, quieren detectar aquellos que representen una amenaza a la vez que estudian y exploran las tecnologías necesarias para eliminar cualquier peligro. Sobre esto, han adelantado que su intención es desarrollar “un software de simulación de defensa contra asteroides cercanos”.

Los astronautas chinos podrían controlar el brazo robot de su estación espacial con la mente

La CNSA tiene previsto llevar a cabo una misión de impacto durante el 14º periodo del plan quincenal o en 2026. La última etapa será la más impresionante porque se enviará una nave que analizará los asteroides antes del impacto con ellos.https://ea05cb7a644e48c6a175c01baa8614c2.safeframe.googlesyndication.com/safeframe/1-0-38/html/container.html

Con todo esto se pretende evaluar si hay alguna posibilidad de cambiar su trayectoria y validar de esta manera las investigaciones y cálculos previos que se hayan hecho en el ordenador. Estos objetivos son los mismos que pretende conseguir Estados Unidos con DART.

China quiere dar mayor importancia a su tecnología espacial con planes que van desde ser pioneros en la llegada al lado oscuro de la Luna, aterrizar un lander en Marte o crear un brazo robótico que acabe con los satélites como si se tratarán de presas.

Además, pretende tener presencia humana permanente en su estación espacial. Un plan que ya se avanzó el año pasado con el lanzamiento de Tianhe, el módulo central al que este año se le añadirán dos módulos más, el Wentia y el Mengtian.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí