La vitamina D podría evitar el riesgo de la dermatitis atópica en la infancia

29 de marzo de 2024
1 minuto de lectura

La mayoría de los estudios anteriores solo analizaron los síntomas de alergia y asma en un momento determinado

Un estudio llevado a cabo por varios equipos del CIBERESP ha demostrado cómo tener niveles más altos de vitamina D en la edad preescolar podría estar relacionado con una menor probabilidad de desarrollar eccema o dermatitis atópica durante la infancia.

El estudio desarrollado por la investigadora Sangüesa y colaboradores ha utilizado datos de las cohortes INMA-Asturias, Guipúzcoa, Menorca, Sabadell y Valencia para evaluar la relación entre los niveles de vitamina D y el desarrollo de alergias y asma en la infancia.

La prevalencia de la deficiencia de vitamina D puede ser de hasta el 75% en adultos, incluso en países del sur de Europa donde las horas de luz solar son abundantes. Especialmente, las mujeres embarazadas y los lactantes corren un mayor riesgo. La vitamina D es importante para el desarrollo del sistema inmunitario, y su carencia puede estar relacionada con el desarrollo de alergias y asma en la infancia.

Mientras que la mayoría de los estudios anteriores solo analizaron los síntomas de alergia y asma en un momento determinado, este estudio da un paso más para examinar el efecto de los niveles de vitamina D tanto durante el embarazo como durante la infancia.

Casi uno de cada cuatro niños presenta carencias

Alrededor del 19% de las madres y el 24% de los niños presentaban carencias de vitamina D. El estudio concluyó que tener un nivel más alto de vitamina D en edad preescolar estaba relacionado con una menor probabilidad de padecer eccema durante la infancia. Además, tener un nivel más alto de vitamina D durante el embarazo y la infancia podría reducir la probabilidad de problemas respiratorios de aparición tardía.

El estudio se basa en la bibliografía existente sobre el posible efecto positivo de los niveles de vitamina D en niños en edad preescolar sobre el eccema atópico. Esto podría deberse a que la vitamina D interviene en la prevención de las respuestas inflamatorias y las infecciones.

Sin embargo, los autores subrayan la importancia de que se realicen más estudios que evalúen los niveles de vitamina D durante el embarazo y la infancia, y que evalúen los síntomas alérgicos y asmáticos más adelante en la infancia y adolescencia para confirmar los resultados.

Responder

Your email address will not be published.

No olvides...

Sanidad informa de 14 muertes por meningitis en lo que va de año

Actualmente, la tasa de la enfermedad es de 0,29 casos por cada 100.000 habitantes
SARS-CoV-2

Advierten a los pacientes inmunodeprimidos sobre una variante del covid de larga duración

Descubren una infección crónica de 613 días

La vacuna prenatal contra la tosferina reduce la tasa de hospitalización de los bebés

La inyección se aplica en la madre durante el tercer trimestre del embarazo con el objetivo de proteger a los neonatos desde sus primeros

Combinar la quimioterapia con el ayuno mejora la respuesta contra el cáncer

Los resultados del estudio se obtuvieron mediante las pruebas realizadas a ratones macho y hembra