Los sistemas biométricos son cómodos y accesibles, pero también arriesgados para la identidad del usuario

30 de marzo de 2024
5 minutos de lectura
Sistemas de reconocimiento biométrico

Ahora los usuarios tienen la oportunidad de despojarse de las contraseñas e identificarse con uno o más atributos personales y físicos

Los sistemas biométricos de identificación como el escáner ocular o el lector de huellas dactilares están atrayendo cada vez más la atención de usuarios y empresas que buscan alternativas a las contraseñas tradicionales. Esto se debe a los beneficios que ofrecen, como la rapidez y comodidad al iniciar sesión en cuentas o plataformas. Sin embargo, el compartir esta información también conlleva sus riesgos, ya que podría ser utilizada para llevar a cabo actividades fraudulentas.

Estas herramientas de seguridad pueden formar parte de dispositivos diseñados específicamente con ese propósito, como los Orb utilizados por la empresa Worldcoin, o estar integradas en productos electrónicos de uso cotidiano, como tabletas o teléfonos inteligentes, mediante sensores de huellas dactilares o reconocimiento facial.

Desbloqueo sin contraseñas: ¿Una solución segura?

Con estas soluciones tecnológicas, los usuarios tienen la oportunidad de despojarse de las contraseñas e identificarse con uno o más atributos personales y físicos, que se entienden únicos, como pueden ser la huella dactilar o el ojo, mediante el escáner de la retina o el iris.

El uso de la seguridad biométrica está creciendo en todo el mundo, gracias a su implantación en los teléfonos móviles, tanto del ecosistema iOS como en el de Android. Principalmente, se trata del lector de huellas dactilares (TouchID, si se habla de iPhone) y del reconocimiento facial (FaceID en el sistema de Apple).

Samsung también fue pionera en introducir el escáner del iris en sus dispositivos móviles, capaces de leer tanto la forma como el patrón de esta parte del ojo para permitir que estos desbloqueen el equipo informático o realicen determinadas funciones.

También hay firmas que, incluso, han desarrollado sistemas de reconocimiento más atípicos, que van más allá del reconocimiento dactilar, facial u ocular. Es el caso de Fujitsu, que hace unos años lanzó PalmSecure ID Access PSN900, una solución de acceso a través de la lectura de las venas de la palma de la mano.

Beneficios y peligros

Los datos biométricos son únicos e inmutables, lo que genera mayor seguridad para las personas que los utilizan a diario, que optan por ellos para agilizar el acceso a las aplicaciones del móvil o a servicios financieros, entre otros casos de uso.

Esa es una de las grandes ventajas de estos sistemas, que no exigen a los usuarios recordar contraseñas numéricas, patrones o números PIN para acceder a un teléfono móvil o a otro dispositivo electrónico. Además, dan menos errores y falsos positivos que las contraseñas tradicionales.

El hecho de que la información biométrica sea intransferible y no se pueda modificar también tiene sus inconvenientes. En caso de que se produzca el robo de una credencial biométrica, la persona afectada asume el riesgo de que otras personas puedan suplantar su identidad, por ejemplo, con los datos de su iris o su huella dactilar. Esto se debe a que una vez un registro biométrico llega a internet y se hace público, no es posible eliminarlo por completo.

La recogida de la información biométrica se almacena en bases de datos locales según el dispositivo desde el que se hayan recopilado los datos o en la nube que, a pesar de disponer de sistemas de cifrado, pueden ser “hackeadas” y comprometidas por vulnerabilidades y fallas de seguridad.

Este proceso implica un sensor para recoger los datos de entrada; un sistema informático que los procesa y los guarda; y un “software” que actúa como intermediario y que compara la entrada biométrica con lo almacenado en su base de datos, para determinar que ambos registros coinciden.

Responsabilidad en la información biométrica

Dada la creciente adopción de la biometría las empresas responsables de estos sistemas están obligadas a ofrecer una serie de garantías en la recogida, el tratamiento y la protección de los datos de los usuarios. También, que les faciliten la opción de ejercer su derecho de oposición al tratamiento de datos personales, además de solicitar su eliminación.

Así lo determina el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), que recoge que estas personas deben dirigirse al responsable del tratamiento de esta información en este caso, la firma que administre estos datos para pedir su retirada de sus bases de datos.

En España, la autoridad estatal de control que se encarga de velar por el cumplimiento de la normativa sobre protección de datos es la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD).

Worldcoin: un proyecto bajo la lupa de la privacidad

Un caso reciente en esta materia es el de Worldcoin. La AEPD ordenó a principios de marzo el cese urgente en la recogida y tratamiento de información personal de este proyecto de criptomoneda biométrica con reconocimiento de iris creado por la empresa Tools for Humanity y fundada en 2019 el líder de OpenAI, Sam Altman.

Worldcoin escanea el iris de personas voluntarias mayores de edad, según sus políticas a cambio de una compensación económica. Más concretamente, de una criptomoneda perteneciente a este servicio. La AEPD ordenó a la empresa responsable pausar esta iniciativa hasta esclarecer el tipo de tratamiento que Worldcoin hace con los datos de estas personas, y tras recibir reclamaciones por “una información insuficiente, la captación de datos de menores o que no se permite la retirada del consentimiento”.

A raíz de esto, Worldcoin recordó que dispone de un formulario donde los usuarios pueden solicitar el borrado de sus datos personales, así como la información sobre su iris, aunque no es posible eliminar por completo los datos de los usuarios. Esto se debe a que el dispositivo que se utiliza para el escaneo ocular, Orb, guarda temporalmente la imagen escaneada de cada iris para convertirla en un código único formado por letras y números, llamado “iris code”.

Una vez se ha creado el perfil de un usuario, Worldcoin elimina la imagen de su iris, pero mantiene el llamado Código del iris único. Esto es una representación matemática del ojo denominada “Prueba de singularidad” que permite a Worldcoin identificar a cada persona dentro de su red de usuarios y que no se puede borrar a pesar de haber solicitado la retirada de los datos. cuyo

El almacenamiento de esta “Prueba de singularidad” está justificado por un interés legítimo para denfenderse “contra usuarios fraudulentos que intentan registrarse ilegalmente más de una vez”.

Peligras tangibles

Con la implementación de estos sistemas de identificación biométrica a nivel global, empresas como el “exchange” de criptomonedas Kraken han demostrado lo fácil que es para los actores malintencionados copiar la huella dactilar de una persona y utilizarla para desbloquear y acceder a su información personal.

Una vez la víctima deja su huella impresa sobre un objeto, ya sea una tecla o una pantalla, se puede hacer un negativo de ella, crear una estructura 3D y un molde con la huella, que se puede colocar sobre un panel para desbloquear la pantalla o un botón.

El colectivo de hackers Chaos Computer Club también descubrió hace unos años que era fácil burlar el sistema de escáner de iris de Samsung más concretamente, del modelo Galaxy S8 empleando un sistema sencillo que solo necesitaba de una fotografía del propietario del “smartphone” y una lentilla.

Asimismo, en el evento de ciberseguridad Black Hat (Estados Unidos) celebrado en 2018, dos investigadores de Salesforce demostraron que la autenticación de voz para el acceso a cuentas también era insegura, empleando modelos de aprendizaje automático y módulos de conversión de texto a voz de libre acceso.

Responder

Your email address will not be published.

No olvides...

Toyota presenta la renovada gama de su pick-up Hilux con dos opciones de acabado desde 38.100 euros

La emblemática camioneta ofrece mejoras en equipamiento y rendimiento, consolidándose como referente en su segmento

Elegoo revoluciona la impresión 3D con los lanzamientos de Saturn 4 y Ultra

Con una pantalla LCD Mono de 12K y lentes colimadoras COB y Fresnel, el aparato es ideal para profesionales y

X modifica su inteligencia artificial para procesar información visual como diagramas y fotos

Grok-1.5V estará disponible "pronto" para los probadores y usuarios de su chatbot
Samsung

Samsung recupera el primer puesto mundial entre los fabricantes de ‘smartphones’

El fuerte descenso del 9,6% estimado en las ventas de teléfonos inteligentes de Apple permitió al fabricante de Suwon adelantar